Ozzie Guillén inmortalizado

Chicago.- El manager de los Medias Blancas de Chicago, Ozzie Guillén, así como otros dos ex miembros del equipo, Luis Salazar y Wilson Álvarez, fueron exaltados hoy al Salón de la Fama del Beisbol Venezolano.

Guillén, quien actuó en la liga venezolana durante 13 temporadas en el beisbol venezolano, con los Tiburones de La Guaira, fue seleccionado para entrar a la inmortalidad con un 75 por ciento.

El estratega de los ChiSox expresó el significado de este hecho y lo pueden ver en el video que está al inicio de este post.

Durante su carrera con los Tiburones de La Guaira, Guillén dejó promedio al bate de .279, con 42 dobles, 25 triples y un jonrón; anotó 198 carreras y remolcó 117. Actuó en 394 juegos de ronda regular y fue campeón en tres oportunidades.

Luego de su debut con los Tiburones, en la temporada de 1981-1982, Guillén debutó en Grandes Ligas con los Medias Blancas de Chicago, en la 1985, año en el que fue el Novato del Año de la Liga Americana.

Con los ChiSox actuó en durante 13 campañas, antes de hacerlo con los Orioles de Baltimore (2), los Bravos de Atlanta (2) y los Rays de Tampa Bay.

Desde el 2004 ha sido el manager de los Medias Blancas y ha sido el único estratega en la historia de la franquicia en llegar al equipo a dos postemporada, además de ser el único latino en ganar una Serie Mundial como piloto.

Por su parte, Luis Salazar, quien formó parte de los ChiSox en 1985 y 1986, obtuvo el 80 por ciento del apoyo de los votantes.

Con los Medias Blancas, Salazar actuó en 126 encuentros, en los que dejó promedio al bate de .250, conectó 18 dobles, dos triples y diez jonrones. Fue empleado como utility. Su exaltación al Salón de la Fama del beisbol venezolano lo hace con el uniforme de los Tiburones de La Guaira, equipo con el que jugó durante seis temporadas, antes de ser manager.

Mientras tanto Wilson Álvarez, quien fue una de las piezas importantes dentro de la rotación de los Medias Blancas entre 1991, año en el que debutó con el equipo y lanzó un no hit no run en su primer encuentro, y 1997.

Álvarez es el único latino en lograr un no hitter con la camiseta de los Medias Blancas, lo hizo el 11 de agosto, ante los Orioles de Baltimore. En su carrera con el equipo logró 67 victorias por 50 derrotas, en 159 aperturas; su efectividad fue de 3.79. Su exaltación al Salón de la Fama del beisbol venezolano lo hace con el uniforme de las Águilas del Zulia.

Así tres nuevos miembros de los Medias Blancas de Chicago entran en la inmortalidad del beisbol en su país.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: