julio 2011

Adam Dunn, el villano favorito

Chicago.- En lo que va de temporada Adam Dunn ha sido el objeto favorito de burlas, pitas y abucheos de los fanáticos de los Medias Blancas de Chicago.

Esa situación, obviamente, se la ha ganado el jugador de los ChiSox por la baja producción ofensiva que ha tenido, luego de haber sido anunciado como la gran contratación de la organización para esta temporada. A él le dieron 56 millones de dólares por cuatro años, en el pasado mes de diciembre.

Dunn consciente de su deuda con el equipo y del malestar de la afición, ha trabajado duramente para comenzar a demostrar lo que en el pasado logró con las organizaciones de Cincinnati, Arizona y Washington, en las que se convirtió en uno de los bateadores zurdos más poderosos y jonroneros del beisbol, en los últimos ocho años.

Sin embargo, esa labor extra juego que ha realizado el bateador designado de los Medias Blancas no ha sido del toda fructífera para conseguir una consistente producción ofensiva, ajustada a las credenciales con las que llegó al equipo. De allí que en cada turno que consume en estos momentos la afición se meta con él, incluso antes de poncharse o de fallar de cualquier otra forma.

Esa reacción de los aficionados ha sido tomada por Dunn como una motivación para buscar cada día más vías de superar su situación. Él ha tomado esa actitud de los fanáticos de una forma muy relajada y divertida, no prestándole más de la atención debida, incluso ha llegado a bromear con ellos.

Eso ha hecho de Dunn el villano favorito de los seguidores de los Medias Blancas, que han llegado a celebrar hasta los pelotazos que éste ha recibido como si fueran conexiones de cuadrangular. También han festejado intensamente los incogibles que ha conectado, como el de ayer, el cual celebraron como si hubiera conectado un jonrón para ganar el juego. Dunn les siguió la corriente y al llegar a la inicial se quitó el casco y saludó.

Pero luego sí fue real, sí hubo un motivo genuino por el que aplaudir a Dunn. Y es que en el octavo inning del encuentro, cuando el equipo estaba perdiendo 3-2, el gigantón descargó toda su fuerza a un pitcheo de Aaron Crow y lo depositó en las gradas del jardín derecho, para darle vuelta al marcador 4-3 y poner al equipo en una buena situación para al final obtener la victoria, que se dio por un balk del mismo Crow, cuando estaba enfrentando a Dunn en el noveno episodio.

En ambas situaciones, tanto en la del cuadrangular, como en la del balk, los aficionados le brindaron su máximo reconocimiento a Dunn, quien lo que ha hecho desde que llegó al equipo es disfrutar de la intensidad con la cual los fanáticos viven el juego.

“Todo ha sido muy divertido. Creo que ellos son unos grandes fanáticos, que quieren ver a su equipo ganar y a uno haciéndolo bien. Poco a poco me he sintiendo mejor, en los últimos días algo ha cambiado y creo que ahora volveré a ser el bateador de los últimos años”, dijo Dunn, quien no ha perdido el optimismo ni la confianza en sí mismo, pese los duros momentos que le ha tocado pasar desde su llegada al equipo.

Matt Thornton lo dijo una vez: “Este es un jugador que siempre nos ayudará, bien sea con su juego o con su personalidad, porque es muy amistoso”. Así se ha mostrado hasta ahora.

El manager de los Medias Blancas, Ozzie Guillén, comentó hoy: “Me aseguré de mantenerlo siempre en juego, de darle la oportunidad de ayudarnos, porque eso solo lo puede hacer jugando no en el banco. Además a él lo trajeron aquí para jugar. Sé que no ha estado bien, pero ahora ha mejorado un poco, cuando estuvo mal me aseguré de darle toda mi confianza y que él se sintiera seguro de sí mismo. Ojalá y lo que ha venido haciendo en los últimos días sea una señal de lo que hará en la segunda mitad de esta temporada, porque de verdad lo necesitamos”.

En lo que va de campaña, la máxima contratación de los Medias Blancas tiene promedio al bate de .171, con ocho jonrones y 31 carreras remolcadas. Se ha ponchado en 105 ocasiones y ha tomado 44 bases por bolas. 

Dentro del clubhouse: 

-       El cuerpo técnico de los Medias Blancas de Chicago le gastó una broma al manager, Ozzie Guillén, al colocarle una foto del presidente de Venezuela, Hugo Chávez, en el clubhouse. “¿Qué hace eso ahí, por qué pusieron eso ahí?”, dijo el estratega.

-       Guillén dijo que él equipo no está pensando en la cadena de 19 juegos que comenzaron ayer ante sus rivales de la División Central de la Liga Americana. “Tenemos que ir juego, no podemos estar pensando en ganar tantos juegos. Tenemos que ir uno a la vez, concentrarnos en el día a día”, dijo.

Omar Vizquel estará defendiendo hoy el campocorto de los ChiSox.

Una cadena importante

Chicago.- Hoy comienza una de las cadenas de juegos más importantes de los Medias Blancas de Chicago en la temporada.

El equipo tendrá 19 juegos de forma consecutiva ante sus rivales de la División Central de la Liga Americana.

Como bien ha dicho Ozzie Guillén, desde que está al frente de los ChiSox: “si se quiere pasar a la postemporada hay que ganarle a los equipos de nuestra división. Eso son los juegos que tenemos que ganar”.

Por ello es tan importante para los del South Side triunfar en la mayor cantidad de esos 19 partidos, que están repartidos de la siguiente forma:

-       Tres contra los Reales de Kansas City, entre hoy y el miércoles seis de julio. Todos en el U.S. Cellular Field.

-       Cuatro frente a los Mellizos de Minnesota, en el U.S. Cellular Field. Serán del jueves siete al domingo 10.

-       Tres contra los Tigres de Detroit, en el Comerica Park. Del 15 al 17.

-       Tres ante los Reales de Kansas City, en el Kauffman Stadium. Del 18 al 20.

-       Tres contra los Indios de Cleveland, en el Progressive Field. Del 22 al 24.

-       Tres más, ya para cerrar, contra los Tigres de Detroit, en el U.S. Cellular Field. Del 25 al 27.

Esta será la segunda cadena de juegos más larga de los Medias Blancas, en la temporada, contra los equipos de su división. La más extensa es finalizando la campaña, cuando tendrán 26 encuentros ante ellos.

Los ChiSox deben mostrarle a todos sus rivales y detractores la potencia de su equipo, la fuerza de su juego y el por qué son contendores serios a avanzar a la postemporada. ¿Cómo? Ganando.

Obviamente estos 19 partidos no los hará campeones, si los ganan todos o si ganan la mayoría de ellos. Pero sí les enviará un mensaje al resto, un mensaje que pudiera ir más allá de la división y que además les daría a ellos mismo esa confianza y seguridad que deben tener los equipos ganadores y que aquí ha comenzado a desarrollarse.

Jake Peavy lo dijo el fin de semana pasado: “Hay que mostrar garra, ansías de ganar, de defender lo nuestro”.

Eso es parte de lo que se ganaría saliendo airoso en más del 50 por ciento de estos 19 partidos combinados entre Kansas City, Minnesota, Detroit y Cleveland.

Luego habría que ratificar esas victorias manteniendo un buen nivel hasta el final, cuando habrá que darlo el máximo esfuerzo durante los 26 juegos seguidos ante esos mismos conjuntos. En ese momento seguramente sí será para definir quién pasa a la próxima ronda.

¿Qué tal si se juega con esa misma intensidad y entrega ahora?

Los Medias Blancas han sido el equipo con el tercer mejor récord de la Liga Americana desde el siete de mayo, al registrar marca de 31-21. Así que la entrega e  intensidad han estado ahí, generando buenos resultados, solo falta mantenerlos.

Merecida selección para Quentin, falta Konerko

Chicago.- Esta mañana Major League Baseball anunció los rosters para el Juego de Estrella de este año, que se realizará el próximo 12 de julio en el Chase Field, de Arizona.

Mientras en MLB Network estaba presentando a los reservas del equipo de la Liga Nacional y de la Liga Americana, en el clubhouse de los Medias Blancas de Chicago estaban jugadores, coaches y periodistas comentando acerca de las escogencias que se hicieron.

Carlos Quentin, quien fue el único jugador de los ChiSox seleccionado para ir al clásico de mitad de temporada, salió del clubhouses antes de que revelara su escogencia, la segunda de su carrera. Obviamente él fue avisado en la mañana, pero no podía decirlo públicamente hasta que se diera a conocer oficialmente.

Sus compañeros, Paul Konerko y A.J. Pierzynski, estuvieron atentos, observando la transmisión de MLB Network, como el resto de las personas que estábamos dentro del clubhouse.

Creo que todos, incluso el propio Paulie, esperábamos ver su nombre entre el de las reservas para el Juego de Estrella, al igual que el de Quentin. Sin embargo, no ocurrió.

Ese hecho generó un poco de decepción al momento de que terminaron los anuncios, pero Paulie, quien ya se lo imaginaba, porque ha ido a los clásicos de mitad de temporada y sabe cómo es todo el protocolo, solo se rió, al tiempo que A.J. comenzó a hacer algunos comentarios y algunas bromas acerca de las selecciones que se hicieron.

Quizás nos parezca un poco extraño que Paulie haya quedado afuera, siendo él el jugador que mayor aporte ofensivo le ha dado a los Medias Blancas en lo que va de temporada (batea para .317, con 21 jonrones y 62 carreras remolcadas) y uno de los mejores bateadores de las Grandes Ligas en la campaña.

“Él merece estar ahí, pero no mucho pueden ir”, dijo Ron Washington, quien será el manager del equipo de la Liga Americana en el Juego de Estrellas, honor que se ganó tras llegar a la Serie Mundial en el 2010, con los Rangers de Texas.

Sin embargo, el manager de los ChiSox, Ozzie Guillén, quien también pensaba que Konerko era o es el candidato número uno para representar a su novena en el Juego de Estrellas, nos comentó que eso de las selecciones para el All-Star Game es algo muy complicado, porque depende de cuántos peloteros tengas por posición, su disponibilidad y, obviamente, de las disposiciones de Major League Baseball.

“No es el algo así como la gente cree, que es el manager quien escoge a los que más le guste”, dijo Guillén, quien dirigió al conjunto de la Liga Americana en el 2006, luego de haber quedado campeón en la Serie Mundial en el 2005.

Lo bueno es que Paulie tendrá una segunda oportunidad para estar en Arizona el próximo 12 de julio.

El primera base de los Medias Blancas está en el poll del “Voto Final”, compitiendo con Alex Gordon, de los Reales de Kansas City; Víctor Martínez, de los Tigres de Detroit; Adam Jones, de los Orioles de Baltimore; y Ben Zobrist, de los Rays de Tampa Bay.

Quentin, quien también es un digno representante de los ChiSox para el Juego de Estrellas, comenzó a hacer campaña para apoyar a Paulie.

“Él es quien ha cargado a este equipo. Estoy sorprendido que me hayan escogido a mí”, dijo Quentin.

El jardinero derecho de los Medias Blancas se ganó el derecho de representar al conjunto en el clásico, con una destacada actuación ofensiva en lo que va de campaña, pero especialmente en los primeros dos meses.

“Él ha puesto muy buenos números esta temporada para nosotros. Estoy muy orgullo de él”, dijo Guillén acerca de su jugador.

Quentin batea para .253, con 17 jonrones 49 carreras impulsadas. Además es el tercero con más extrabases en la Liga Americana.

Entre los bateadores del equipo no había dos mejores que Konerko y Quentin para ir al Juego de Estrellas. Esperamos que Paulie pueda tener el respaldo y apoyo necesario para ser el segundo miembro del equipo en estar actuando en Arizona, el de 12 de julio.

Para votar por él pueden ingresar en la siguiente dirección: http://atmlb.com/ks7urJ

La votación cerrará el próximo jueves a las 2:00 pm, hora local de Chicago.

El manager de los ChiSox comentó que a él le hubiera gustado ver seleccionados para el clásico de mitad de temporada a  los lanzadores Phil Humber y a Sergio Santos, quienes han tenido un buen desempeño con el equipo este año.

“Ellos han podido estar ahí también, porque han realizado un gran trabajo para nosotros esta temporada. Humber hubiera sido una gran historia en el Juego de Estrellas”, dijo Guillén.

Humber fue tomado por los Medias Blancas en enero, luego de que fuera puesto en waivers por los Atléticos de Oakland. Su actuación durante el spring training sorprendió al equipo y le hizo merecedor de un puesto en la rotación, de la que se ha convertido en una revelación siendo el mejor abridor del equipo en la temporada.

El derecho tiene récord de ocho victorias y cuatro derrotas, con efectividad de 2.69.

Por su parte, Santos se ganó el puesto de cerrador y hasta el momento tiene marca de 2-3, con 2.93 de efectividad y 18 juegos salvados.

Dentro del equipo:

-       Los Medias Blancas de Chicago no tienen a un titular en el Juego de Estrellas desde 1996, cuando Frank Thomas fue el primera base de la Liga Americana. Esos 15 años que han pasado desde esa última vez es el tiempo más largo para un equipo de la Liga sin un titular en el Juego de Estrellas.

-       Los ChiSox no pudieron barrer a los Cachorros de Chicago, por tercera vez en la historia de esta rivalidad. La primera fue en 1999, en el Wrigley Field, y la última el 2008, en el U.S. Cellular Field.

-       De por vida los Medias Blancas están dominando 45-30 la serie contra los Cachorros.

La Crosstown es nuestra y más…

Chicago.- No hacen falta los dos últimos juegos de la serie ante los Cachorros para ver cuál es el equipo fuerte de la ciudad de Chicago, por ello hoy, antes de comenzar el segundo juego de la tanda de tres en el Wrigley Field, los Medias Blancas de Chicago recibieron la Copa Crosstown.

Los Medias Blancas ganaron tres de los primeros cuatro juegos de la serie, asegurando un empate que de igual manera los haría merecedores del Copa, porque fueron los triunfadores del año pasado.

El equipo, sin embargo, quiere y debe arrasar con los Cachorros, por lo que para el juego de hoy, así como para el de mañana saldrán con toda la intención de lograr y concretar la barrida, para que no quede ninguna duda de quiénes son los que mandan aquí. Además, de conseguir ese objetivo, se colocarían por encima de .500, por primera vez desde la segunda semana de la temporada. En estos momentos están a un juego de emparejar su récord, que es de 41-42. 

Curiosidades del segundo día en el Wrigley Field

Antes del entrenamiento de los Medias Blancas hoy, el preparador físico del equipo, Allen Thomas, estuvo trabajando con John Danks y Edwin Jackson en uno de los corredores del estadio, al no tener este un espacio o un gimnasio en el clubhouse de visitante donde realizar la actividad.

Para los lanzadores fue un evento divertido, además de accidentado, porque en ocasiones tuvieron que detener sus ejercicios para que los carros de servicio del Wrigley Field siguieran hacia sus destinos.

Durante la práctica de bateo de los ChiSox, el relevista del equipo, Will Ohman, tomó una manguera y bañó con agua a los fanáticos que estaban en los bleachers del Wrigley Field.

Los aficionados agradecieron el gesto de Ohman, ya que el calor (32º centígrados) en la ciudad junto a la humedad (59 por ciento) generaron una sensación térmica de 37º centígrados.

Algunos de los peloteros del equipo, como Alexei Ramírez, Ramón Castro y Alex Ríos, así como el coach de banca, Joey Cora, mostraron su inconformidad por el calor que estuvo y está haciendo. 

Dentro del equipo:

-       El manager de los Medias Blancas, Ozzie Guillén, dijo que hoy no estará disponible en el bullpen Sergio Santos, ya que ha trabajado en los últimos cuatro juegos.

-       Jesse Crain y Matt Thorton son las opciones del estratega de los ChiSox a la hora que se presente la oportunidad de cerrar el encuentro.

-       Omar Vizquel alzó la Copa Crosstown sobre su cabeza y luego la puso sobre ella, luego de que el equipo se tomó la foto con su premio. El venezolano recibió algunas palabras en su contra por parte de un aficionado de los Cachorros, a quién él le respondió de forma jocosa y alegre, como es su personalidad.

-       Los Medias Blancas tienen marca de 44 victorias y 38 derrotas en la historia de los interligas ante los Cachorros.

ChiSox en el Wrigley Field

Chicago.- Cuando arribamos estaba mañana al Wrigley Field, en medio de este día gris y húmedo, que hace que uno tenga esa sensación de que todo se le pega en la piel, pensamos que el día sería largo y complicado para los Medias Blancas.

No estamos hablando solo de la intensidad que se vivirá en el primer juego de la serie final ante los Cachorros en esta temporada, ni exclusivamente del desborde de pasión que habrá en las tribunas entre los seguidores de los dos equipos de la ciudad; nos referimos también a lo que veremos en este estadio detrás del juego o más allá de él.

Para que tengan una idea acerca de lo que nos estamos refiriendo, les contaré algunas de los hechos curiosos que sucedieron previos a este encuentro, en el que los Medias Blancas procuran colocarse a un triunfo de nivelar su récord. En estos momentos es de 40 ganados y 42 perdidos.

Antes de comenzar el entrenamiento de los Cachorros, que por ser el equipo de casa es el que primero utiliza el terreno, nos tropezamos con Gavin Floyd corriendo por las tribunas del Wrigley Field, de extremo a extremo, como parte de su preparación para su próximo salida, que está pautada para este domingo en el mismo escenario.

Sí, el abridor de los Medias Blancas no pudo trotar por el terreno, porque estaba la lona puesta en el infield y en el outfield estaba la jaula de bateo y otros materiales, que le impedían a Floyd ejercitarse en él.

Eso no se ve mucho, por no decir que no se ve en otros estadios.

Ya dentro del clubhouse de los Medias Blancas, el de visitante en el Wrigley Field, vimos a los peloteros desubicados con respecto al lugar en el que se encontraban sus lockers.

Fue realmente divertido observar a Will Ohman recorriendo todo el clubhouse y tropezando con sus compañeros, con las mesas y con los periodistas que estábamos ahí. Incluso hubo unos cuantos peloteros que se burlaron de él.

Luego el manager, Ozzie Guillén, quien en el U.S. Cellular Field, tiene junto a su oficina un locker con sus uniformes, no encontró su jacket y le tomó una al coach venezolano, Omer Múñoz.

“Ahí tiene varias, esa no le hace falta hoy”, dijo Guillén. Entre venezolanos se entienden.

Cuando el manager salió a dar su rueda de prensa, en el dugout de visitante, una de las vendedoras del estadio, una joven, se le acercó y le gritó que esperaba que le ganaran a los Cachorros, que ella es fanática de los Medias Blancas.

Ozzie le dijo que él también esperaba que ganaran.

Ese acto tampoco es muy común verlo en los otros estadios. ¿Que los vendedores o los trabajadores del estadio hablen con los miembros del equipo rival y le den su apoyo? No, que va, pero eso es lo que despierta y genera esta rivalidad en Chicago.

Otro hecho curioso fue que hoy todos los coaches de los Medias Blancas salieron a la práctica del equipo vistiendo una camisa negra que tenía escrito: “South Side”, al frente y SOX, atrás.

Una buena iniciativa para marcar su territorio, aunque sea en campo ajeno.

Antes del estiramiento de los peloteros, sentado en el dugout, Omar Vizquel bromeó acerca de lo que es no estar en acción durante los encuentros que se disputan en este estadio.

“Estar en la banca aquí no es nada bueno. Mira esas tablas ahí. Es muy incómodo. Uno se siente como si de verdad estuviera en la banca”, dijo Vizquel.

Para cerrar, en el primer turno del juego que tuvo Paul Konerko, los fanáticos se pararon y comenzaron a corear su nombre, silenciando a los parciales de los Cachorros, quienes lo abucheaban.

Todo eso es parte de la forma en la que se vive esta serie en el Wrigley Field, en donde los Medias Blancas buscan una vez más dejar claro quiénes son los que mandan en Chicago: ¡los South Siders! 

Datos de la serie:

-       Los Medias Blancas de Chicago tienen marca de 18-21 en el Wrigley Field de Chicago.

-       Los ChiSox dominan la serie en su historia, con récord de 43-38. Este año tiene 2-1.

-       El relevista de los Medias Blancas, Chris Sale, no estará disponible para lanzar hoy, dijo el manager, Ozzie Guillén, ya que en los tres últimos días ha trabajado tres entradas y un tercio.

- El conjunto de Ozzie Guillén venció 6-4 a los Cachorros y extendió a tres sus victorias consecutivas. Además de colocaron a solo un juego de igualar su récord en la temporada, que con el triunfo quedó en 41-42.

- Los Medias Blancas aseguraron la copa Crosstown, que se disputa cada año entre ellos y los Cachorros.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.