junio 2011

Con buen impulso

Chicago.- Los Medias Blancas de Chicago cerraron el domingo otra positiva estadía en el U.S. Cellular Field.

Fue apenas la segunda de la temporada y la primera de forma consecutiva para el equipo, que desde el siete de mayo posee el segundo mejor registro de la Liga Americana, con 22 victorias y 13, porcentaje de .629.

Solamente los Medias Rojas de Boston han jugado de mejor forma que los ChiSox en ese periodo, al dejar marca de 25-8 (.757).

La buena actuación de la novena que dirige el venezolano, Ozzie Guillén, los ha llevado a colocarse a dos triunfos de nivelar su récord en la temporada, que en estos momentos es de 33-35.

Esta es la primera vez que los Medias Blancas se encuentran tan cerca de jugar para .500, desde el 18 de mayo, cuando tuvieron 7-9. Luego de esa fecha lo más cerca que habían estado de era a tres juegos, en seis ocasiones.

Recuerden que el equipo llegó a estar 11 juegos por debajo de .500 y a 11 encuentros detrás del líder de la División Central de la Liga Americana, los Indios de Cleveland. Ambos registros tuvieron como fecha el seis de mayo, un día antes del despertar y la mejoría en el juego de los ChiSox.

Hoy esa diferencia con respecto a los Indios es de solo cuatro juegos y podría seguir recortándose en los próximos días, siempre y cuando los Ozzie Boys mantengan en el ritmo.

Los Medias Blancas comenzarán mañana una serie de tres encuentros ante uno de los rivales de su división, los Mellizos de Minnesota. Esta será la primera visita del equipo al Target Field y el inicio de una gira que los mantendrá fuera de casa por seis días, el menor tiempo que registrarán en condición de visitante en lo que va de temporada.

Para este viaje que llevará a los ChiSox también a Phoenix, para enfrentar a los Cascabeles de Arizona, luego de hacer con los Mellizos, el equipo cuenta con la esperanzadora reacción ofensiva de Adam Dunn y Alex Ríos.

Durante la última estadía en casa y después de los días libres que Ozzie le dio tanto a Dunn (2) como a Ríos (3), ambos jugadores volvieron a la acción tomando buenos turnos al bate y conectando la bola con solidez, incluso cuando han fallado.

El desempeño de Dunn fue fundamental para que el equipo le ganara la serie de fin de semana a los Atléticos de Oakland. Esa, por cierto, fue la décima serie de la que salen victoriosos los Medias Blancas, que han perdido nueve y han empatado tres.

Dunn conectó dos cuadrangulares, remolcó seis carreras y anotó tres. Su promedio fue de .250 (12-3), pero recuerden que su trabajo es dar jonrones e impulsar las anotaciones del equipo.

Las veces que falló poniendo la bola en juego fueron con buenas conexiones. Se ponchó cuatro veces, pero también tomó tres boletos.

Por su parte, Ríos bateó para .350 (20-7), con un doble y dos carreras anotadas.

Él al igual que Dunn cuando falló poniendo la bola en juego lo hizo dándole bien a la bola.

Los Medias Blancas necesitan de la consistencia de estos dos bateadores, para que se unan a la gran producción de Paul Konerko y Carlos Quentin, sin quienes no sabría dónde estarían los ChiSox en estos momentos.

Ahora algunos datos del fin de semana:

-       Omar Vizquel se posicionó en el puesto 17 de todos los tiempos, en turnos al bate, con 10.351. Superó a George Brett.

-       Con su jonrón del domingo, Adam Dunn igualó a Joe DiMaggio en el puesto 72 de todos los tiempos, con 361.

Sergio Santos continúa aprendiendo

Chicago.- Hace un par de días Sergio Santos aprendió una nueva lección acerca de cómo llevar sus actuaciones desde la lomita.

El viernes, el cerrador de los Medias Blancas de Chicago se llevó la derrota ante los Atléticos de Oakland, en lo que fue su segunda oportunidad de rescate desperdiciada de la temporada y su peor actuación de la misma.

Durante esa presentación nos llamó la atención la forma de lanzar tan rápida de Santos, quien apenas recibía la bola del receptor, A.J. Pierzynski, clavaba la mirada en el suelo y iniciaba sus movimientos para realizar su próximo envío, sin ni siquiera chequear la señal de su careta.

Esa situación produjo tres tiempos pedidos por parte de A.J. para ir a hablar con el cerrador y decirle que se relajara; así como también una batería de gritos del manager, Ozzie Guillén, desde el dugout, exhortándole a respirar, a tomarse su tiempo y a tranquilizarse.

Sin embargo, nada de eso funcionó en ese momento y Santos terminó aceptando cuatro carreras y cargando con la, dolorosa, derrota del equipo.

Pero de ese revés Santos, quien tiene menos de dos años lanzando a tiempo completo, aprendió. Aprendió a estar más tranquilo, a no acelerar su ritmo en la lomita y a mantener en control de la situación, aún cuando ésta sea adversa.

“Uno tiene que seguir adelante y aprender de todo eso como yo lo estoy haciendo”, dijo Santos, quien recibió el apoyo y los consejos de A.J. y Ozzie.

Esa disposición de Santos a siempre recibir, incluso de buscar ayuda para mejorar, ha acelerado su proceso de desarrollo. Por eso, en tan solo su segunda temporada en Grandes Ligas ocupa el rol de cerrador, en el que se requiere sangre fría y temple para tener éxito, más allá de buenos pitcheos y talento.

“Es un muchacho bastante especial y con muchas condiciones. Le he dicho que vaya poco a poco, porque todavía está aprendiendo”, dijo Guillén.

Para Santos el ir lento no es una opción. Él quiere continuar su ascenso y convertirse en uno de los mejores en su función.

Por ello este año, cuando el equipo fue a Nueva York a enfrentar a los Yanquis, el cerrador de los ChiSox buscó la forma de conocer a Mariano Rivera, de pasar unos minutos con él y de preguntarle sus secretos para el éxito que ha tenido y ver qué podía copiar de ellos.

“Me dijo muchas cosas, todas las tengo anotadas en un diario y las leo todos los días para que no se me olviden”, contó Santos.

“Lo más importante de todo lo que me dijo Mariano fue que nunca cambie mi forma de ser en la lomita, que siempre esté tranquilo, relajado, con confianza; que solo piense en el bateador, que si me dan un hit o me hacen una carrera no me preocupe, porque ya no puedo hacer nada. Esas palabras me dieron confianza”, agregó.

Esas palabras también le permitieron borrar de su mente el fallo de hace dos días, así como los abucheos de los fanáticos de los Medias Blancas que estaban en el U.S. Cellular Field.

Santos sabe que no todos los días serán perfectos, como lo ha hecho parecer durante casi toda esta temporada, a excepción de dos jornadas. Por ello continúa adelante, aprendiendo y mostrando lo mejor de sí.

Ahora las estadísticas de Sergio Santos en el 2011:

Juegos: 25

Ganados: 2

Perdidos: 3

Salvados: 11

Dejados de salvar: 2

Efectividad: 3.23

Ponche: 36

Boletos: 19

Innings: 30.2

Vizquel y Lillibridge los de mejor porcentaje

Chicago.- En los últimos días he recibido algunas preguntas a través de la cuenta de twitter: @russobilly, acerca de por qué Omar Vizquel y Brent Lillibridge no juegan como titulares si cuando lo hacen los Medias Blancas ganan.

Esa interrogante fue contesta con el siguiente argumento: “a ellos se les puede sacar más provecho de la forma en la que se les ha estado utilizando que empleándolos a diario. Además fueron contratados para hacer el rol que han venido desempeñando con éxito y ahí su alto valor dentro del equipo”.

Obviamente suena un poco injusto eso, más cuando el propio manager, Ozzie Guillén, ha dicho en reiteradas ocasiones que tanto Vizquel como Lillibridge han sido los hombres que le han salvado la temporada hasta el momento, siendo los peloteros que con su juego han inyectado más ánimo, energía y vida a los ChiSox en sus peores momentos.

Sin embargo, así es el beisbol, un negocio en el que cada quien tiene un valor según el trabajo y la función que le toque desempeñar dentro de la organización.

Vizquel y Lillibridge fueron contratados por los Medias Blancas para ser los rescatistas del equipo cuando alguno de los jugadores titulares no lo está haciendo bien o esté lesionado. Ellos mismos, incluso lo saben, lo entienden y lo aceptan; aunque claro que quisieran tener el chance de jugar a diario.

Pero recuerden que esta es una temporada larga y un juego en equipo, en el que si se logra mantener a todos los peloteros contentos, frescos, sanos y motivados durante toda la campaña las probabilidades de éxito serán mayores que en el caso contrario.

Además contar con peloteros como Vizquel y Lillibridge, quienes cada vez que entran en acción mantienen en alto el nivel de juego del equipo –es verdad, que incluso en algunas ocasiones lo han elevado-, es un lujo y una ventaja para el manager Ozzie Guillén a la hora de mover a sus jugadores y sacarles el máximo provecho.

Quizás con toda esta explicación aún se siga sintiendo un poco de injusticia en ambos caso. Tranquilos, el propio Ozzie ha llegado a sentirla y a pensarlo y aquí la forma en la que ha encontrado alivio:

“En el pasado tratamos  de que Lilli jugara todos los días, pero no pudo. La otra cosa es que este equipo está hecho para tenerlo como utility y teniéndolo ahí el banco mío es más fuerte y, obviamente, el line up también. Igual pasa con Omar, a quien hay que utilizarlo poco a poco para que pueda mantener el nivel toda la temporada. Mucha gente no sabe, pero Vizquel al final de la temporada pasada estaba cansado. Nosotros no queremos que eso pase con él este año, porque lo necesitamos”.

Así que amigos no se preocupen que todo tiene una razón y tanto Vizquel, quien tiene 44 años de edad y 23 temporadas en Grandes Ligas, como Lillibridge, quien está en su cuarta campaña en las mayores, seguirán jugando y contribuyendo para el equipo. Recuerden además que si ellos no están en acción es porque, en teoría, los titulares están haciendo su trabajo y eso representa un mayor beneficio para el equipo.

Aquí les dejo una tabla con el récord de los Medias Blancas este año en los juegos en los que cada uno de los peloteros de posición ha actuado. La sacamos de Baseball Musings:

Player

Wins

Losses

WPCT

Brent Lillibridge

23

18

.561

Omar Vizquel

15

12

.556

Dallas McPherson

6

5

.545

Philip Humber

7

6

.538

A.J. Pierzynski

29

27

.518

Alex Rios

30

31

.492

Brent Morel

21

22

.488

Juan Pierre

31

33

.484

Paul Konerko

30

32

.484

Gordon Beckham

29

31

.483

Mark Teahen

12

13

.480

Alexei Ramirez

29

33

.468

Adam Dunn

25

30

.455

Carlos Quentin

28

34

.452

 

Ozzie en faena de entrenamiento

Chicago.- En las últimas semanas el manager de los Medias Blancas de Chicago, Ozzie Guillén, ha estado más activo en las prácticas del equipo, a tal punto que hasta ha llegado a confundirse con sus dirigidos.

¿Será que está pensando en salir del retiro como jugador y volver al terreno de juego?

No, nada que ver con eso. Simplemente el estratega ha estado aprovechando el buen tiempo de Chicago para poner su cuerpo en forma y engrasar sus articulaciones.

La semana pasada le lanzó una práctica de bateo especial a su hijo menor, Ozney, y a Adam Dunn. Hoy, Guillén estuvo dándole algunos tips a los lanzadores del equipo, quienes preparan sus ofensivas para los juegos interligas, en los que les va a tocar consumir turnos.

Ozzie les estuvo diciendo a sus pitchers que a la hora de ir a tocar la bola –la asignación primaria de los lanzadores cuando van a consumir turno, por lo menos en los interligas-, deben leer bien el movimiento del rival y ponerse en posición para ejecutar su jugada una vez que su contrario levante su pie.

“Tienen que poner el bate adelante, no lo dejen atrás porque si no les va a salir un foul, un fly o se pueden golpear con la bola”, les indicó Ozzie, haciendo las señalizaciones respectivas.

Luego de eso el manager de los ChiSox se fue a los jardines, junto a Joey Cora, su coach de banca, para devolver las conexiones que sus lanzadores enviaban hacia esos lados.

No faltó quien le gastará algunas bromas a Ozzie, a quien no se suele ver en esos trajines.

“Esa es la forma en la que uno puede disfrutar todo esto”, dijo Ozzie, luego del entrenamiento de sus muchachos.

“Uno está aquí porque ama lo que hace, porque le gusta el beisbol”, agregó el estratega, quien hoy está dirigiendo su juego número 1120 al frente de los Medias Blancas, en la historia de la organización solo lo superan dos managers: Jimmy Dykes (1.850) y Al López (1.495).

Sin duda fue bueno y divertido ver al manager de los ChiSox en esta faena.

Ahora algunos tips: 

-       Edwin Jackson fue hoy el pitcher de los Medias Blancas que mejor lució en la práctica de bateo del equipo, logrando buenas y sólidas conexiones.

-       Adam Dunn está de regreso en la alineación de los ChiSox, luego de que el manager, Ozzie Guillén, le diera dos días de descanso.

-       Ozzie defendió una vez más la actuación de Dunn y Alex Ríos. “Si a alguien no le gusta como ellos están jugando que por favor me eche la culpa a mí, no a ellos, porque soy yo quien hace el line up. Abuchéenme a mí”, dijo el estratega.

Se ganó en la rotación de seis

Chicago.- Cuando los Medias Blancas de Chicago tomaron la decisión de expandir su rotación de abridores de cinco a seis lo hicieron considerando una serie de variables y condiciones que hoy, más temprano que tarde, les han dado la razón de lo acertada que fue la medida.

Esta tarde la gerencia del equipo colocó en la lista de lesionados por 15 días a Jake Peavy, quien presenta un tirón en la ingle derecha.

La salida obligada del pitcher hace que ahora el manager de los Medias Blancas, Ozzie Guillén, reajuste su rotación y la vuelva a colocar de cinco con: Mark Buehrle, Edwin Jackson, John Danks, Gavin Floyd y Phil Humber.

Por ahora todo volverá a la normalidad y sin mayores alteraciones en la estructura del equipo, en parte, gracias a la apuesta y a la previsión de la rotación de seis, que como lo escribimos en su momento (aquí les dejo el link de ese post: http://wp.me/p1yZa7-9cyn) terminó dándole buenos resultados a los ChiSox.

Es cierto que la expansión de la rotación de cinco a seis se debió al regreso de Peavy y al buen momento por el que atravesaba, y todavía atraviesa, Phil Humber. Pero también fue producto de la advertencia del coach de pitcheo, Don Cooper, y del manager, Ozzie, acerca de los riesgos de posibles lesiones.

Por esa razón, más que por ninguna otra, además de mantener a sus lanzadores con más descansos, fue que pese a las inconsistencias de hombres como Jackson y Danks el cuerpo técnico de los ChiSox se mantuvo firme en su apuesta por los seis abridores.

Obviamente, también había un argumento de peso, y era el buen desempeño general de la rotación.

Todos esos factores hacen que hoy esa puesta de los Medias Blancas, de no sacrificar a nadie ni de alterar o cambiar el trabajo de nadie, haya sido correcta y se tenga respuesta rápida para reagrupar sus filas y continuar adelante ante la nueva lesión de Peavy.

¿Qué hubiera pasado de no haber tomado la decisión de ir con seis abridores?

Probablemente se haya movido a Humber al bullpen, pese a ser el mejor lanzador del equipo, pero era el de menos jerarquía, el que salida a salida se estaba ganando la permanencia entre los abridores. Así se hubiera sacrificado a un hombre que ha sido la revelación de la novena en la temporada.

Además de cortarle el ritmo a Humber, habría que preguntarse cómo éste hubiera hecho la transición al rol de relevista y, más importante todavía, cómo ahora se ajustaría nuevamente al rol de abridor. ¿Tendría el mismo éxito que antes?

Eso obviamente no se sabrá, en buena medida y para bien de los Medias Blancas, porque pueden seguir contando con el lanzador que les ha sido más consistente y rendidor durante todo el año. Humber tiene marca de 5-3, con efectividad de 2.87, la mejor del conjunto.

Ahora habrá que esperar a que Peavy regrese de la lista de lesionados, en donde lamentablemente ha pasado más tiempo que en el terreno desde llegó a los Medias Blancas, en el 2009. Pero así es el beisbol.

Una vez que Peavy regrese, Ozzie y Cooper tendrá que tomar nuevamente la decisión de si seguir o no con su rotación de seis. La respuesta no pareciera ser tan difícil, conociendo los resultados que se obtuvieron en la primera experiencia.

Como dicen por ahí, quién no apuesta ni gana ni pierde. Con la rotación de seis ahora, más temprano que tarde, los Medias Blancas ganaron. 

A continuación algunas informaciones en cápsulas: 

-       Adam Dunn no está jugando hoy debido al plan de descanso y despeje mental que el manager, Ozzie Guillén, está implementando con los jugadores que han tenido problemas para producir ofensivamente. Primero fue Alex Ríos y ahora le toca al gigantón nativo de Houston. Aquí les dejo el link de un post pasado en el que explicamos situación: http://wp.me/p1yZa7-9e1i

-       Ríos regresó a la alineación hoy tras estar fuera de ella en los últimos tres juegos, por el mismo caso de Dunn.

-       El lanzador Lucas Harrell fue subido de triple A para ocupar el puesto en el roster de Jake Peavy. El recién ascendido tenía récord de 4-3, con 3.25 de efectividad en la sucursal de Charlotte de la organización. Ya tiene experiencia en Grandes Ligas.

-       El gerente general de los Medias Blancas, Kenny Williams, expresó su satisfacción por las selecciones que se hicieron en el draft universitario y que a  continuación presentamos:

Round    Name                                  Pos.       Age        Ht.        Wt.        School (Hometown)                                                          

1A        Keenyn Walker                     OF        20         6-3        190        Central Arizona College (Salt Lake City, Utah)

2        Erik Johnson                     RHP        21         6-4        230        University of California-Berkeley (Los Altos, Calif.)

3        Jeffrey Soptic                     RHP        20         6-6        220        Johnson County Community College (Leawood, Kan.)

4        Kyle McMillen                     RHP        21         6-1        200        Kent State University (North Canton, Ohio)

5        Scott Snodgress                LHP        21         6-6        215        Stanford University (Yucaipa, Calif.)

6        Marcus Semien                     SS        20         6-0        185        University of California-Berkeley (San Francisco, Calif.)

7        Kevan Smith                            C        22         6-4        240        University of Pittsburgh (Cranberry Township, Pa.)     

8        Ian Gardeck                       RHP        20         6-2        210        Angelina College (Lake in the Hills, Ill.)

9        Matthew Lane                      LHP        20         6-6        195        Northwest Florida State College (Marietta, Ga.)

10        Ben O’Shea                         LHP        19         6-6        255        Santa Fe College (Reading, Fla.)

11        Blair Walters                       LHP        21         6-0        200        University of Hawaii at Manoa (Oak Park, Calif.)

12        Andrew Virgili                    RHP        21         6-2        205        Lynn University (Tampa, Fla.)

13        Chadd Krist                             C        21       5-11        190        University of California-Berkeley (Petaluma, Calif.)

14        Mark Ginther                         3B        21         6-3        200        Oklahoma State University (Tulsa, Okla.)

15        David Herbek                        SS        22         6-2        182        James Madison University (King George, Va.)

16        Chris Bassitt                       RHP        22         6-5        205        University of Akron (Curtice, Ohio)

17        Collin Kuhn                          OF        22         6-0        200        University of Arkansas (Beaver Dam, Wis.)

18        Bryan Blough                     RHP        21         6-2        200        Kennesaw State University (Newnan, Ga.)

19        Kevin Vance                       RHP        20         6-0        208        University of Connecticut (Solana Beach, Calif.)

20        Martin Medina                       3B        21         6-0        200        Cal State Bakersfield (Ventura, Calif.)

21        Joe De Pinto                          2B        22         6-1        190        University of Southern California (Sunland, Calif.)

22        Blake Drake                        RHP        22         6-7        205        Indiana State University (Louisville, Ky.)

23        Mike Marjama                          C        21         6-2        210        Long Beach State University (Granite Bay, Calif.)

24        Mark Haddow                       OF        23         6-2        215        University of California-Santa Barbara (San Diego Calif.)

25        Chris Devenski                  RHP        20         6-3        200        Cal State Fullerton (Artesia Calif.)

26        Grant Buckner­                       SS        23         6-2        215        West Virginia University (Elkview, W. Va.)

27        Jake Cose                          RHP        20         6-5        195        San Joaquin Delta Junior College (Stockton, Calif.)

28        Kyle Robinson                      RF        22         6-3        210        University of Arkansas (Boca Raton, Fla.)

29        Dustin Hayes                        CF        19         6-2        180        Walnut Grove High School (Langley, B.C.)

30        Brandon Parrent                 LHP        20         6-3        215        Texas A&M University (Flower Mound, Texas)

Los pitchers comienza a batear

Chicago.- A finales de la próxima semana los Medias Blancas tendrá sus primeros partidos de la temporada en condición de visitante ante los equipos de la Liga Nacional, lo que elimina el uso del bateador designado y exige que los lanzadores bateen.

Para no llegar a esa situación en total desventaja, aunque obviamente la habrá, el manager Ozzie Guillén mandó a tomar desde ya prácticas de bateo a sus pitchers abridores.

Ayer fue la primera sesión y entre el grupo que encabezó Mark Buehrle, el que mejor se vio fue el zurdo John Danks, quien anoche, por cierto, logró su primera victoria de la campaña, luego de 12 presentaciones.

En esa práctica, en la que todos los lanzadores bromearon y se gastaron bromas, Danks mostró buena mecánica y contacto con la bola, sacando unas buenas conexiones de línea y con fuerza.

Obviamente, todos les gastaron bromas por su desempeño ofensivo en este entrenamiento, el primero de los diarios que tendrán hasta que llegué y finalicen los interligas.

Pero también, luego del encuentro en el que los Medias Blancas le ganaron 3-1 a los Marineros de Seattle, Danks fue objeto de algunos chistes por sus compañeros, quienes celebraron su primera victoria de la campaña.

Es bueno ver eso dentro del equipo, porque muestra el compañerismo y el buen ambiente que hay y en el que en buena medida ha ayudado Danks, con su positivismo y alegría en todo momento.

Ojalá, confiamos en que así será, que este sea el inicio de muchas victorias para Danks en lo que resta de temporada, ya que el equipo necesita de esos triunfos así como de su buena vibra.

Adam Dunn tendrá descanso

El manager de los Medias Blancas, Ozzie Guillén, indicó esta tarde que le aplicará a Adam Dunn el mismo plan que le impuso a Alex Ríos.

“Le voy a dar un par de días libres a Dunn, al igual que lo hice con Ríos. A veces es bueno dejar que estos muchachos alejen un poco su mente de la presión del juego”, dijo Guillén.

Dunn está fuera del line up hoy y lo estará igualmente mañana.

En lo que va de temporada el gigantón de los Medias Blancas tiene promedio al bate de .176, con cinco jonrones y 23 carreras remolcadas. Acumula además 80 ponches -la mayor cantidad para un bateador en Grandes Ligas- en 188 turnos al bate, en los que ha logrado 36 bases por bolas.

Dunn verá limitado su tiempo de juego a finales de la próxima semana, cuando comiencen los interligas y no haya cupo para el designado.

Aquí le dejamos un link de un post en el que hablamos de la fallas en la ofensiva de Dunn: http://wp.me/p1yZa7-9e0Q

Alex Ríos con un día más

Guillén no quiso alinear hoy a Ríos, pese a cumplirse el lapso de descanso de dos días, por considerar que no era beneficioso para el jardinero central enfrentar al actual Cy Young de la Liga Americana, Félix Hernández.

“No es gracioso cuando tu tienes dos días sin jugar y lo tienes que hacer cuando uno de los mejores pitchers de la liga. Por eso preferí proteger a Ríos. Pero mañana si estará jugando”, aseguró el estratega.

Ríos está en una pobre campaña ofensiva, en la que registra promedio al bate de .199, con cuatro jonrones y 14 carreras impulsadas.

Aquí les dejamos el link de un post anterior en el que hablamos del momento ofensivo del jardinero central de los ChiSox:  http://wp.me/p1yZa7-9e1f

Paul Konerko quinto más votado

El primera base y capitán de los Medias Blancas, Paul Konerko, apareció hoy como el quinto jugador más votado en su posición para el Juego de Estrellas.

Luego de no estar entre los cinco inicialistas con más apoyo de los aficionados la semana pasada, lo que originó el post del que a continuación colocamos el link: http://wp.me/p1yZa7-9e19

Paulie aparece con 370,897 votos detrás de Mark Teixeira (1,333,445), Adrián González (1,268,706), Miguel Cabrera (962,242) y Mitch Moreland (453,354).

Recuerden que hay que seguir votando por él y por Carlos Quentin, dos de los peloteros de los Medias Blancas que más méritos tienen para optar a ir al Juego de Estrellas de esta temporada, que será el 12 de julio en Arizona.

 

 

 

 

 

 

Sin respuesta para la ofensiva de Alex Ríos

Chicago.- Pasan los días, la temporada transcurre y con ese avanzar los Medias Blancas comienzan a engranar sus piezas y a convertirse en un legítimo contendor por el banderín de la División Central de la Liga Americana.

Ese desarrollo y mejoría que el equipo ha ido registrando ha sido sin el despertar ofensivo de dos figuras que estaban, y aún lo están, llamadas a ser claves en el rendimiento de la novena en este 2011.

Se trata de Adam Dunn, de quien ya hemos hablado en detalle (aquí el link del post acerca de lo que sucede con el gigantón de Houston, http://wp.me/p1yZa7-9e0Q) y de Alex Ríos, de quien profundizaremos en esta ocasión.

El jardinero central de los Medias Blancas se mantiene sin poder colocar su promedio ofensivo por encima de .270, que fue su estándar durante sus previas siete temporadas en Grandes Ligas. Pero más llamativo aún es que ni siquiera ha estado cerca de esa cifra, el tope alcanzado este año es de .214 y fue luego de culminar la jornada del siete de abril.

Más alarmante aún es que en casi la mitad de la campaña su average ha estado por debajo de .200. De las 57 fechas en las que ha visto acción en 25 ha terminado con un promedio de bateo inferior a .200. Incluso, en estos momentos es de solo .199.

Tal situación, obviamente, ha comenzado a elevar el nivel de frustración y de decepción de Ríos, quien hace un par de días, luego de fallar en un momento importante del juego, golpeó uno de los termos de agua del dugout del equipo.

Sabiendo la circunstancia por la que atraviesa el puertorriqueño, el manager de los Medias Blancas, Ozzie Guillén, ha optado por darle descanso, mental, por un par de juegos, comenzando hoy en el tercero de la serie ante los Tigres de Detroit y se extenderá hasta mañana en el primero de tres encuentros ante los Marineros de Seattle. Así lo dio a conocer el estratega.

En este caso de Ríos, a diferencia que en el de Dunn, no pareciera haber una explicación real de su prolongada sequía ofensiva, o bueno sí, los batazos que conectan van directamente a los guantes de los fildeadores.

Pero más allá de eso, no hay muchos argumentos sobre los cuales sustentar un diagnóstico acerca de la situación del jardinero central, por ello Ozzie llamó descanso mental a su ida al banco por estos dos días.

“Él está muy frustrado y decepcionado. Lo mejor que puedo hacer es alejarlo un par de días del juego”, dijo el manager de los ChiSox.

Estas pausas suelen ser buenas para los peloteros que atraviesan por momentos complicados, porque logran desconectarse un poco de la presión y tensión del, lo que les permite ver con otras perspectivas el juego y despejar un poco su mente de esas interrogantes por sus fallas en el bateo.

Las estadísticas de Ríos esta campaña muestran que no ha habido cambios significativos en su ofensiva con respecto a las temporadas anteriores. Por ejemplo, su disciplina en el home no ha variado, según muestra la página especializada: fangraphs, aquí el link: http://www.fangraphs.com/statss.aspx?playerid=2090&position=OF

Tampoco ha habido alteración en su relación de batazos por la tierra o por el aire. Eso también se aprecia en el link que colocamos anteriormente.

Entonces, ¿qué pasa con la ofensiva de Ríos?

No lo sabemos a ciencia, realmente no tenemos una explicación real, así como tampoco la tienen Ozzie Guillén ni Greg Walker, el coach de bateo.

Sin embargo, sí hemos podido apreciar que Ríos ha estado haciendo una gran cantidad de swings defensivos, lo que en muchas ocasiones ha generado mansas y fáciles conexiones para los contrarios.

También, sin duda, puede haber algo de mala suerte, y decimos que puede haber algo de mala suerte porque durante los primeros días de la temporada y en algunos periodos de mayo, Ríos tuvo muy buenas conexiones, sólidas, con contundencia, pero de frente a los fildeadores. En un post de abril escribimos lo peligrosa que podría ser esa situación de mantener, preciosamente por la llegada de la frustración.

Nos consta que el puertorriqueño ha buscado formas para encender y mejorar su ofensiva. Lo hemos visto tomando prácticas extras de bateo, revisando sus videos, hablando y analizando con Walker su situación. Lamentablemente nada de eso ha funcionado hasta ahora.

Solo queda esperar a que pronto se revierta esa situación y que Ríos comience a producir y se convierta en esa pieza que, sin duda, hace falta en la alineación de los Medias Blancas.

A continuación los registros del jardinero central del equipo en la temporada:

Promedio

.199

Dobles

10

Jonrones

4

Carreras remolcadas

14

Carreras anotadas

29

Boletos

15

Ponches

23

OBP

.253

Paul Konerko y Carlos Quentin merecen su apoyo

Chicago.- Esta semana se dio a conocer cómo va el proceso de votación para el Juego de Estrellas y para nuestra sorpresa no hubo ningún miembro de los Medias Blancas de Chicago entre los cinco más votados de cada posición.

¿Qué pasa fanáticos? ¿Por qué no están apoyando a los peloteros de los ChiSox? ¿Es que no quieren ver a nadie representando al equipo en el Clásico de Mitad de temporada? ¿O es que creen que ninguno lo merece?

Es verdad, que los Medias Blancas no están en la posición en la que se pensaba podían estar para esta altura de la campaña. También es cierto que no todos los integrantes de la novena poseen los méritos para ir al show de luminarias que se disputará el 12 de julio en Arizona. Pero es injusto castigarlos a todos.

Sabían, por ejemplo, que Paul Konerko es uno de los mejores primeras base ofensivos en lo que de temporada.

Sí, el capitán del equipo está entre los líderes de todos los departamentos de bateo para los jugadores de su posición. Sin embargo, y de forma increíble no aparece entre los cinco inicialistas más votados para el Juego de Estrellas.

Paulie batea para .310, con 12 jonrones y 44 carreras remolcadas. Con esos registros se encuentra de tercero en el renglón de average, segundo en el de cuadrangulares y segundo en el de carreras remolcadas.

Estamos hablando, sin duda, de un hombre que merece estar, por lo menos estar, entre los más votados para ir al Juego de Estrellas. Tampoco estamos pretendiendo que sea el que más sufragios reciba, pero sí se debería mostrar un poco más de respeto y apoyo por alguien que ha sido uno de los mejores, sino el mejor, pelotero del equipo en lo que va de campaña.

Creemos que esos son argumentos suficientes como para comenzar a mostrar un poco respaldo hacia Paulie.

Sin embargo, él no es el único que merece aparecer entre los más votados, debido a su desempeño. También está Carlos Quentin, quien anda en una destacada temporada ofensiva.

Entre los jardineros de la Liga Americana, Quentin es primero en dobles, con 18; tercero en jonrones, con 13; tercero en carreras remolcadas, con 37; cuarto en slugging, con .545; quinto en OPS, con 896. Además ningún otro guardabosque ha conectado más extrabases que él, ni siquiera José Bautista, el líder en jonrones. En ese renglón tiene 31 igualado con Curtis Granderson.

Quizás, ni Konerko ni Quentin vayan el Juego de Estrellas, si no que se sea Sergio Santos, por elección del manager del equipo de la Americana, Ron Washington, pero no puede ser que sus fanáticos no los respalden para que por lo menos aparezcan entre los más votados entre sus posiciones y que sean otros, con menos méritos, los que estén ahí.

El simple hecho de aparecer entre los que más apoyo reciben es una recompensa para ellos.

¿No creen que es lo justo?

Si se animan a respaldar a sus ChiSox, esperamos que así sea, recuerden que lo pueden hacer llenando las boletas de votación que se encuentran en los estadios de Grandes Ligas o a través de la siguiente dirección web: http://mlb.mlb.com/mlb/events/all_star/y2011/ballot.jsp?tcid=nav_mlb_asgballot-2011

En físico no ha límite de votación, se pueden llenar infinitas boletas por persona. En la web hay un máximo de 25 votaciones por cada cuenta de correo electrónico.

Se logró la barrida en Boston

Chicago.- Lo hicieron. Los Medias Blancas de Chicago barrieron y le pusieron a los Medias Rojas de Boston, el que fue el mejor equipo de la Liga Americana durante mayo.

El conjunto de Ozzie Guillén consiguió ganar, por barrida, su primera serie de tres partidos –habían logrado una de dos ante los Indios de Cleveland- en el 2011 y lo hicieron en condición de visitante, en el mítico Fenway Park.

Los Medias Blancas mostraron la contundencia de su ofensiva –aún sin el aporte de Adam Dunn- durante el trío de cotejos ante los Medias Rojas para cerrar de forma exitosa su gira de diez encuentros, que finalizó con marca de 5-5.

En el tercer encuentro de esta serie ante Boston, los ChiSox volvieron a aplicar la fórmula que les dio el triunfo en los primeros dos: bateo oportuno y buen pitcheo.

Durante los enfrentamientos con los Medias Rojas la ofensiva de los Medias Blancas fabricó 24 carreras y conectó de 53-14 con hombres en posición anotadora, para un promedio en esa situación de .264.

Alexei Ramírez sigue siendo el jugador más caliente de la novena. En esta serie bateó de 14-9, con seis carreras remolcadas.

Junto al cubano también destacaron Brent Lillibridge, quien continúa haciendo un gran trabajo como jugador de sustituto, y Paul Konerko, quien ha sido el jugador más consistente a la ofensiva esta temporada, por parte de los Medias Blancas.

El pitcheo de la mano de Jake Peavy, Phil Humber y Gavin Floyd respondió, aunque sin brillar en su máximo esplendor. Pero hicieron el trabajo para que el equipo obtuviera las victorias.

Los tres abridores se acreditaron los triunfos en cada una de sus salidas.

En medio de esta serie contra los Medias Rojas el equipo que comanda Ozzie Guillén finalizó el mes de mayo, el segundo de la temporada, con récord positivo de 16-13, el segundo mejor dentro de la División Central de la Liga Americana, solo detrás del obtenido por los Tigres de Detroit, que fue de 16-11.

Además los Medias Blancas comenzaron junio con un triunfo. Este ha sido el mejor mes para el equipo desde que Guillén está al frente, es decir, en los últimos siete años. Así que ¿por qué no lo será ahora otra vez?

El clima cálido, con la llegada de verano, ha traído beneficios a los jugadores del equipo, no en vano también los mejores registros de Alexei Ramírez son durante junio y julio, y recuerden que en la última semana él ha estado caliente con el bate.

Juan Pierre señaló hace unos días lo bueno que es la llega del calor y lo bien que los hace sentir dentro del terreno de juego.

No les extrañe que esta barrida, junto al favorable clima, sea el punto de partida, el encendido definitivo de los Ozzie Boys. Así que amigos prepárense para muchas alegrías en este junio, alegrías y felicidades que esperamos se mantengan durante lo que resta de temporada. Pero antes un descanso para los Medias Blancas, que hoy finalizaron una cadena de 20 juegos sin día libre.

En estos momentos al equipo solo le falta el despertar de Adam Dunn, sí, todavía creemos que puede despertar y hacer mucho más de lo que hasta el momento ha hecho para la causa de los ChiSox; y las mejorías de Edwin Jackson y John Danks.

Aquí les dejamos los registros, mes a mes, de los Medias Blancas durante la era de Ozzie Guillén:

  2004 2005 2006 2007 2008 2009 2010 2011
Abril 13-8 17-7 17-7 12-11 14-12 11-10 9-14 10-18
Mayo 16-12 18-10 16-12 12-14 16-13 13-15 13-14 16-13
Junio 12-13 18-7 19-8 10-18 17-10 15-13 18-9 1-0
Julio 11-16 15-11 10-15 14-15 13-12 14-13 18-8  
Agosto 12-17 12-16 16-13 9-20 17-11 11-17 14-15  
Sep. 17-12 17-12 12-16 15-12 12-15 13-14 14-13  
Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.