Mensaje de confianza y calma

Chicago.- Perder diez de los últimos 11 juegos
y registrar el peor inicio de temporada desde el 2001, luego de los primeros 22
encuentros, no es algo de lo que nadie se puede sentir orgulloso. Pero hundirse
en el negativismo y dejarse ahogar por el mal momento no es la salida.

Por ello
dentro de los Medias Blancas de Chicago hay voces que se alzan y envían
mensajes para conservar la calma y la confianza.

“Es verdad,
nada ha estado funcionando ahorita, pero yo todavía soy optimista. Tenemos un
buen club, con buenos peloteros y esto no va a durar toda la temporada”, dijo
Ozzie Guillén, el manager de los Medias Blancas.

La
declaración de Guillén se produjo luego de que el equipo fuera blanqueado por
segundo juego corrido por los Tigres de Detroit, que además los barrieron en la
serie de tres encuentros y extendieron su yugo ante los Medias Blancas a nueve
partidos ganados en fila.

“He hablado
individualmente con algunos peloteros, pero no he hecho meetings. No quiero que
nadie entre en pánico, eso no quiere decir que no estemos preocupados por el
mal momento que estamos pasando ni porque siete u ocho de nuestros peloteros no
están haciendo buen swing”, expresó el estratega.

Los Medias
Blancas ocupan en este momento el último lugar de la División Central de la
Liga Americana, con récord de ocho victorias y 14 derrotas. En el 2001 fue la
última vez que registraron una peor marca que la actual, en esa ocasión
tuvieron 7-15 en los primeros 22 juegos de la campaña.

Mañana
comienzan la tercera y última serie de esta gira de 11 partidos, la más larga
de la campaña, ante los Yanquis de Nueva York, un equipo duro y no hará que las
cosas sean fáciles.

Guillén no da
ni presenta fórmulas mágicas para revertir la situación actual de los Medias
Blancas, pero sí sabe lo que hay que hacer para mejorar.

“Hay que
mantenerse trabajando hasta hacer que las cosas comiencen a funcionar otra vez”,
dijo el manager.

Y tiene que ser
así amigos, no queda de otra. Ya llegará un instante en que se vuelva a
reactivar la ofensiva y el equipo comenzará a andar hacia adelante. Recuerden
que no hay secretos para salir de estos slumps. La solución hasta pudiera estar
en el próximo pitcheo o swing.

“En cualquier
momento ganamos dos juegos seguidos y ahí se prende todo”, dijo Omar Vizquel,
quien hoy cumplió 44 años de edad y se convirtió en el segundo jugador en la
historia de los Medias Blancas en iniciar un partido en la segunda base. El
primero fue Kid Gleason, en 1912. En los anales de Grandes Ligas es apenas el
sexto que hace eso.

Ante la
circunstancia es difícil no sentirse afectado y frustrado, pero de ahí a sentir
pánico todavía falta.

“Obviamente
los ánimos están un poco bajos, porque las cosas no nos están saliendo, pero
nadie ha perdido la calma. Todos confiamos en nosotros, solo hay que esperar
que esto pase. Así es el beisbol”, expresó Vizquel.

El momento
por el que atraviesan los Medias Blancas, que hoy cumplieron 110 años de
historias en Grandes Ligas, evitó, obviamente, que Vizquel pudiera festejar su
cumpleaños 44.

“Es difícil,
porque perdiendo la situación no da para eso. Ya lo podré hacer después. Además
a mí nunca, en los días de mi cumpleaños, me ha ido bien”, dijo el venezolano,
quien hoy tuvo de 3-0, con un boleto, en la derrota 3-0 de los Medias Blancas
ante los Tigres de Detroit.

Ya vendrán
tiempos mejores.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: